Sin categoría

Detenido un matrimonio que ocultaba en el sótano de su vivienda un laboratorio de drogas

Una investigación conjunta de la Policía Nacional y la Guardia Civil ha permitido detener a un matrimonio que poseía en el sótano de su vivienda de Valdemorillo (Madrid) un laboratorio para la adulteración, manipulación y posterior distribución de diferentes sustancias estupefacientes y psicotrópicas. Los arrestados han sido sorprendidos en un control policial con 19 kilos de cocaína en una «caleta» bajo el maletero de un coche de lujo. Además, durante la operación los agentes se han incautado de 100 kilogramos de speed, 7 kilogramos de MDMA y 1.500 blotters de ácido lisérgico (LSD).

La operación se inició cuando se tuvo conocimiento de la presencia en Valdemorillo (Madrid) de un individuo que pudiera estar distribuyendo sustancias estupefacientes. Tras varias pesquisas dirigidas a su identificación y a la confirmación de los hechos, se pudo determinar que éste convivía con su pareja y su hijo menor de edad en una vivienda de una urbanización a las afueras de la localidad madrileña.

Cocaína en maletero de vehículo de lujo

En el transcurso de la investigación, los agentes observaron cómo el detenido transportaba dos bolsas aparentemente pesadas a su vehículo de alta gama estacionado en el exterior de la finca. Tras manipular el maletero del mismo, introdujo el contenido de las bolsas en su interior y se montó en el vehículo junto a su compañera sentimental. Ambos emprendieron la marcha en dirección a Villanueva de la Cañada. En este trayecto son interceptados por los agentes, quienes registraron el vehículo y así encontraron en el maletero un hueco oculto en el que hallaron 19 paquetes, de aproximadamente un kilogramo cada uno, de clorhidrato de cocaína.

Sótano convertido en laboratorio

Tras la detención del matrimonio los agentes registraron la vivienda en la que residían. Los investigadores localizaron un mueble estantería que ocultaba el acceso a una habitación. En esta dependencia oculta, hallaron 100 kilogramos de sulfato de anfetamina, más de 7 kilogramos de MDMA y 1500 blotters de LSD. Además, han localizado diversos útiles y precursores para la adulteración, manipulación, empaquetado y posterior distribución de diversas sustancias estupefacientes.

La operación ha sido llevada a cabo por agentes de la Brigada Central de Estupefacientes de la Comisaría General de Policía Judicial y del Grupo de Estupefacientes de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Valladolid de la Policía Nacional, en colaboración con agentes del EDOA 1 de la Comandancia de Madrid de la Guardia Civil.

Fuente: http://policia.es/prensa/20141027_2.html