Guardia Civil

La Guardia Civil se incauta de 170 litros de aguardiente clandestina en Ponte Caldelas

La Guardia Civil se incautó de una partida de 170 litros de aguardiente clandestina, de fabricación artesanal, que se estaba comercializando de forma fraudulenta en el municipio de Ponte Caldelas (Pontevedra), sin ningún tipo de etiqueta ni marcas fiscales.

La actuación la desarrolló la Patrulla Fiscal y de Fronteras de la Guardia Civil de Marín y se inició en una inspección rutinaria en un bar de Ponte Caldelas para comprobar el cumplimiento de la normativa sanitaria y fiscal de la mercancía que estaba dispuesta para la venta.

En el transcurso de la inspección, la Guardia Civil localizó en el almacén del establecimiento hasta ocho garrafas con 170 litros de aguardiante -dos con 20 litros cada una de licor blanco; otras cuatro también con 20 litros con aguardiente de hierbas y otras dos con 25 de aguardiente tostada cada una-.

Los envases estaban aparentemente dispuestos para la distribución y venta a los clientes del bar pero carecían de etiquetas y marcas fiscales que pudiesen determinar su trazabilidad conforme a la legislación vigente.

Ante esto, los agentes incautaron cautelarmente todos los envases y denunciaron al responsable del bar por dos infracciones administrativas tanto por carecer las bebidas de las precintos fiscales como por infringir la Ley a personas consumidoras. En este último caso, tendrá que resolver la delegación provincial de Sanidade de la Xunta. La denuncia se basa en el riesgo que la venta de alcohol podría suponer para la salud pública, dado que al carecer de etiquetas se pierde la trazabilidad del producto.

Fuente: https://www.farodevigo.es/portada-pontevedra/2019/06/10/guardia-civil-incauta-170-litros/2120950.html